Recupera la blancura de tu sonrisa con Dentiblanc Blanqueador Intensivo

10-12-2019

 

Unos dientes blancos son sinónimo de salud y belleza. Cuando el esmalte empieza a amarillear, nuestra imagen pierde vitalidad y nos echamos años encima. Igual que cuidamos nuestra piel para mantenerla libre de arrugas y manchas, es lógico que nos preocupemos por la estética de nuestros dientes.

 

Una sonrisa cuidada y bonita juega un papel fundamental a la hora de valorar el aspecto de una persona. No es extraño que mantener blancos nuestros dientes se haya convertido en una preocupación estética recurrente. Es un problema que a todos nos afecta. El esmalte de los dientes es poroso y, con el paso de los años, va absorbiendo sustancias que deterioran su blancura natural. En este proceso influyen factores como el consumo de determinados alimentos y bebidas o hábitos como el tabaco. Afortunadamente, existen dentífricos que ayudan a revertir la situación.

 

Un dentífrico que blanquea sin agredir

 

Dentiblanc Blanqueador Intensivo, de Laboratorios Viñas, es un dentífrico para la higiene buco-dental de potente acción blanqueadora. No se trata de un blanqueador temporal, sino de un producto higiénico de uso diario y continuado que recupera o mantiene el blanco natural de los dientes, refuerza el esmalte, previene la caries y la formación de placa y sarro, garantizando unos resultados excelentes de limpieza, brillo y blancura.

 

Dentiblanc Blanqueador Intensivo basa su eficacia y seguridad en una fórmula con activos de origen natural y en su composición de pH neutro, libre de ácidos y peróxidos. La papaína, una enzima obtenida del fruto de la papaya (Carica papaya), desempeña un papel relevante en su composición por su acción proteolítica, ya que favorece la eliminación de los restos proteicos adheridos al esmalte de los dientes, allí donde el cepillo no llega. Otros activos de origen natural presentes son el extracto de flores y hojas de hierbabuena, que le otorga un agradable sabor y frescor, el mentol, cuyas propiedades medicinales se conocen desde hace más de 2.000 años y que ejerce una acción refrescante y calmante, y la glicerina, un ingrediente presente en los aceites vegetales que ayuda a mantener el grado óptimo de hidratación.

 

La fórmula de Dentiblanc Blanqueador Intensivo se completa con partículas redondeadas de sílica precipitada, que blanquean y pulen los dientes sin dañarlos gracias a su baja abrasividad, y con la acción del flúor, que contribuye a reforzar el esmalte y a eliminar la placa y el sarro. La presencia de dióxido de titanio, un blanqueador óptico, acentúa el blanco obtenido en el esmalte por la acción sinérgica del resto de componentes.

 

La gama Dentiblanc, especializada en blanqueamiento dental, incluye los blanqueadores Intensivo, Extrafresh y PRO, y los colutorios Intensivo y Extrafresh: productos que limpian y blanquean el esmalte sin dañarlo, gracias a su fórmula suave y poco abrasiva, por lo que pueden usarse a diario y de manera continuada.

 

Dentiblanc forma parte de LV Viñas Nature, una amplia gama de productos de calidad farmacéutica formulados con ingredientes de origen natural, combinando lo mejor de la naturaleza con ciencia e investigación.

 

3 claves para sonreír mejor

 

  1. Si quieres mantener tus dientes sanos, libres de placa, sarro y caries, y lucir un blanco natural, cepilla tus dientes tres veces al día, preferentemente después de las comidas, y especialmente antes de ir a dormir, con Dentiblanc Blanqueador Intensivo. Puedes reforzar su acción blanqueadora con Dentiblanc Colutorio que, además, refresca el aliento y previene la halitosis.
  2. Cepilla tus dientes después de ingerir bebidas que colorean, como el café, el té, el vino tinto, los refrescos, bebidas azucaradas y energéticas, cuyo alto contenido en ácidos daña el esmalte. También después de tomar frutas y verduras de color intenso como los arándanos, las moras o la remolacha. Sé prudente también con los caramelos, además del riesgo de caries que se deriva de su alto contenido en azúcar, incluyen colorantes que favorecen la coloración del diente.
  3. Si no puedes tener un cepillo de dientes a mano, ten al menos una manzana. Su textura fuerte y fibrosa contribuye a limpiar la dentadura mientras la masticamos, neutralizando los ácidos perjudiciales para el esmalte.