Cuidado de los ojos

El cuidado de los ojos y la higiene específica de la zona periocular (pestañas, párpados y borde palpebral) ha sido la puerta de entrada de Laboratorios Viñas en la especialidad oftalmológica.

La amplia experiencia del Laboratorio con preparados tópicos de estudiada galénica, principios activos y excipientes idóneos adaptados a los distintos tipos de piel a tratar, ha permitido desarrollar una línea de tratamientos cosméticos para el cuidado del ojo sensible y de la zona periocular. Adicionalmente se han diseñado y puesto en el mercado fórmulas orales destinadas al estímulo de la función visual y a la prevención de la degeneración macular asociada a la edad.

Laboratorios Viñas continúa su propósito de desarrollar y ofrecer nuevos preparados útiles para cubrir las necesidades del cuidado del ojo.

Desmaquillaje y limpieza de los ojos sensibles

La limpieza constituye un primer paso esencial en la rutina global de cuidado diario de los ojos sensibles, preparándolos para la aplicación de cremas hidratantes y otros tratamientos. El área que rodea el ojo es una zona con una sensibilidad extrema y muy susceptible a las agresiones externas, el sistema linfático es más lento y, por tanto, favorece la acumulación de toxinas y de células grasas.

Cuidado del contorno de los ojos sensibles

La piel del contorno de los ojos es cuatro veces más fina que la de otras zonas del cuerpo, por eso está más desprotegida frente a las agresiones externas y requiere un cuidado específico, basado en el aporte de sustancias altamente hidratantes, antioxidantes y protectoras.

Tratamiento para las pestañas

La salud y cuidado de las pestañas pueden verse alteradas por varios factores:

  • Agresiones externas: la polución o la radiación solar fragilizan las pestañas y provocan su caída prematura.
  • Envejecimiento natural: con los años la pigmentación de las pestañas se reduce y su textura se reseca, volviéndose ásperas y sin brillo.
  • Malos hábitos: una alimentación insuficiente, el exceso de maquillaje o el uso de rizadores pueden quebrar y romper las pestañas.

Maquillaje de alta tolerancia

La zona del contorno de los ojos es la más sensible y delicada de todo el rostro. El maquillaje forma parte de los rituales diarios de belleza de muchas mujeres. A través del maquillaje conseguimos acentuar nuestros rasgos más bonitos y disimular aquellas pequeñas imperfecciones o signos de fatiga que restan belleza a nuestro rostro. Al tratarse de una zona tan susceptible es importante que sea un maquillaje de tratamiento y alta tolerancia indicado para ojos sensibles.

Sequedad ocular

El ojo es el órgano del sentido de la visión y muy susceptible a agresiones externas.

La zona orbicular carece prácticamente de músculos que la sostengan y de glándulas sudoríparas y sebáceas que le aporten hidratación y la protejan frente a factores como el estrés. Una de las patologías más frecuentes de los ojos sensibles es el síndrome del ojo seco. Un 30% de las consultas de oftalmología son debidas a problemas relacionados con el ojo seco.

Higiene ocular

Los párpados con sus pestañas y sus glándulas (sebáceas y sudoríparas) y el saco lagrimal son estructuras que protegen al ojo y forman parte de lo que se define como zona periocular. Existen distintas patologías oftalmológicas que afectan a esta área periocular. Para su correcto tratamiento, es indispensable una higiene específica con productos que no produzcan irritación o alergia, y que faciliten su curación.

Degeneración macular y Fatiga Visual

Al igual que el resto de los sentidos, la vista se deteriora con la edad. Por ejemplo, la fatiga visual o astenopia es común en personas que han realizado un trabajo ocular excesivo, y la degeneración macular asociada a la edad (DMAE) es la segunda causa más común de ceguera en personas de más de 50 años en los países occidentales.